0
Autoestima

10 señales de Gaslighting

1 Shares

¿Te ha pasado esto?

Tu crush, o tu novio, o una amiga, te dice algo que te hace sentir mal o avergonzada. Entonces le pides que no lo haga y te contesta “yo nunca dije eso, te lo imaginaste” o peor, “no es para tanto, era broma, no seas tan sensible/exagerada/dramática”.
Te lo dice tan convencido que empiezas a dudar y a pensar que seguro tiene razón y que entendiste mal. Es una forma de manipularte muy sutil, pareciera que no hay pruebas de que esté pasando y por eso, es super tóxica. A la larga, te hace sentir que la que está mal eres tú, que necesitas que la otra persona tenga buena opinión de ti para sentirte segura y bien. Se le llama Gaslighting, por una película de hace mucho que se trataba de un esposo que manipulaba así a su mujer para robarle su dinero.

¿Cómo darte cuenta?

La sicóloga Robin Stern escribió un libro que se llama The Gaslighting Effect, y comparte estas señales, ¡ojo! Que te esté pasando no quiere decir que tú estés mal, hay que darse cuenta y tomar acción:
1. Le das muchas vueltas a tus ideas.
2. Le pides perdón a todo mundo, desde tus papás hasta tus amigos y tu novio.
3. Piensas muy seguido que seguro eres muy sensible y exagerada.
4. No entiendes por qué no eres feliz si tienes todo para estar rallada.
5. Eres la mejor PR de tu novio o amiga, y te la pasan explicando su comportamiento a los demás.
6. Te guardas información para no tener que estar dando explicaciones a tu pareja o a tus amigas.
7. Dices mentiras para que no te digan que estás mal.
8. Te cuesta mucho trabajo decidirte por lo que sea, hasta por qué pedir de desayunar.
9. Estás convencida de que no puedes hacer nada bien.
10. Te cuestionas si eres buena hija, amiga, novia.

¿Qué puedes hacer?

Lo primero es ver las cosas como son y saber que no es tu culpa, quien abusa así es muy hábil… pero no tiene nada que ver contigo. Confía en tu intuición. Si te está diciendo que algo no cuadra, es que no cuadra. La forma en que tu viviste algo es más importante que la interpretación que cualquiera le de.
Poco a poco, deja de buscar la aprobación de los demás. Es normal querer ser parte del grupo y sentirnos valoradas, pero no es normal que si no te dan ese like, tú te sientas fatal. Prueba contestar: “Escucho lo que dices, pero mi realidad es muy distinta a la tuya”. Lo que sientes, tus emociones, no son buenas ni malas, ni “deberías” sentir algo en particular porque otra persona te lo dice. No te disculpes por sentir, pero no caigas en el juego de entonces agredir o manipular tú.

Recuerda que te mereces:
• Ser tratada con respeto.
• Establecer tus propias prioridades.
• Expresar tu opinión y cómo te sientes.
• Defenderte física o emocionalmente.
• Decir “no” sin sentir culpa.

1 Shares

Síguenos

Instagram

YouTube

Spotify

Facebook